De mis frases anónimas

No hay tesoros ocultos ni paraísos perdidos. Las cosas sólo tienen valor cuando están en nuestras manos; aunque las deseemos cuando aun no las tenemos, aunque las añoremos cuando se nos han ido.

Extractos de otras Publicaciones:

…en 100 años no hemos inventado apenas nada nuevo en ese campo. Si acaso la nata desnatada. Continuar leyendo...

Lo peor de la traición es que nunca viene de un enemigo.

El papel vital de ese mequetrefe que da un paso al frente de la muchedumbre, unas veces para linchar y otras para hacer la ola a quién ni le va ni le viene… Continuar leyendo...

Deja un comentario